CÓMO DECORAR UN MIRADOR CON RESULTADO 10

Mirador con cortinas plisadas y cortinas en barra

¿Cómo decorar un mirador?. Si te estás haciendo esta pregunta, probablemente tienes la suerte de disponer de un mirador en tu casa. Seguro que eres consciente de que tu mirador le aporta un toque de encanto y diferenciación a la estancia a la que está unido, pero te encuentras ante el reto de responder a las siguientes preguntas: qué cortinas poner en un mirador, cómo decorar un mirador y cómo aprovechar un mirador.

En este artículo voy a intentar responder a esas preguntas y a otras, con el objetivo de que encuentres ideas suficientes para tener mucho más claro cómo sacar el máximo partido a tu mirador, aprovechando su luminosidad y su espacio para disponer de un rincón de lectura, de estudio, de dibujo, de costura, de relajación y mera contemplación del paisaje e incluso si sus dimensiones lo permiten, de una zona de comedor.

Hablemos de lo mismo: ¿Qué entendemos por mirador?

Aunque probablemente te parezca innecesaria la pregunta anterior, me quiero asegurar antes de que continúes la lectura de este artículo de que entendemos lo mismo por “mirador”.

Para mí un mirador es un espacio saliente, con gran proporción de superficie acristalada, que interrumpe el plano normal de la pared en la que se ubica. Como podrás comprobar, la fotografía principal de este artículo, responde perfectamente a esta definición.

Pared acristalada con cortinas en barra en dormitorio

En contraposición, este artículo no trata de paredes acristaladas, ya sean de muro cortina (cristal ininterrumpido) o con una sucesión de ventanas, si éstas se no forman un saliente sino que se encuentran en el mismo plano del resto de paredes. En este caso, tal y como se refleja en la fotografía contigua, no tiene sentido hablar de miradores, porque no se trata de recintos con “identidad” propia, sino de habitaciones con paredes acristaladas.

Para sacar el máximo partido a un mirador es importante conocerlo a fondo?

La decoración de un mirador y el aprovechamiento del espacio de un mirador se ven totalmente condicionados por una serie de características que te voy a ir comentando y sobre las que conviene que reflexiones antes de pasar a la acción:

1.- ¿Las zonas acristaladas llegan casi hasta el suelo o se interrumpen antes?

Si las zonas acristaladas se interrumpen a media altura de la pared o un poco más abajo, pero no próximas al suelo, puedes aprovechar para añadir un banco corrido o una mesa de estudio empotrada.

En ambos casos, influirá no sólo la altura del cristal sino también la profundidad del mirador y la mayor o menor apertura de sus ángulos.

En el caso del banco, éste puede ser de obra, como el de la fotografía principal de este artículo, o de madera, hecho a medida por un ebanista. En este último caso tendrás la ventaja de poder aprovecharlo no sólo como asiento, sino también como espacio de almacenaje, añadiéndole prácticos cajones o puertas, como te muestro en algunas de las fotografías seleccionadas para este artículo.

En el caso de añadir una mesa de estudio, si la profundidad del mirador no es muy grande, ésta puede quedar totalmente empotrada en el mismo, tal y como se refleja en la fotografía siguiente. En cambio, si el mirador es profundo y suficientemente ancho, puede ser el espacio perfecto para alojar una mesa de estudio exenta, con un diseño bonito, creando una zona de trabajo muy especial.

Cómo decorar un mirador con una mesa de estudio a la medida

2.-¿Las paredes del mirador forman ángulos rectos o ángulos más abiertos?

Si las paredes del mirador forman ángulos rectos, como el mirador de la fotografía principal de este post, esto significa que cuando se mira frontalmente el mirador, básicamente se ve la pared de fondo. En cambio, si el mirador está formado por paños de pared con ángulos de más de 90º, al mirarlo frontalmente se verá la pared de fondo y también se verán las paredes laterales.

El hecho anterior, bajo mi punto de vista, condiciona qué cortinas poner en el mirador, ya que  los miradores con ángulos rectos se prestan más a soluciones rectilíneas tipo estores enrollables o cortinas plisadas, mientras que los miradores con ángulos abiertos al ofrecer una mayor visión de conjunto y resultar más “envolventes”, quedan fenomenal con estores paqueto, solos o combinados con cortinas en barra, como te muestro en la fotografía siguiente.

Vestir un mirador con estores paqueto de lino y cortinas en barra

3.-¿El mirador está formado por una cristalera corrida o ventanas muy próximas, o ventanas más separadas entre sí? ¿Son cristales fijos o practicables? ¿Cómo se abren?

Sé que ahora te estoy mareando un poco con tanta pregunta a la vez, pero es que las respuestas a estas tres preguntas están íntimamente relacionadas e influyen en cómo vestir un mirador o cómo decorar un mirador y más concretamente, TU MIRADOR.

Si el mirador tiene ventanas relativamente separadas, claramente hay que decantarse por un estor por ventana e incluso puedes llegar a tener espacio para incluir unas caídas o cortinas por ventana, como se muestra en la fotografía inmediatamente anterior.

Si el mirador tiene una cristalera corrida o ventanas muy juntas, se puede pensar en estores grandes que cubran gran parte de la cristalera o varias ventanas juntas a la vez.

Cómo decorar un mirador con estores paqueto

Si los cristales son fijos, no te condicionan en absoluto el tipo de sistema elegido para vestir la ventana o cristalera. Por el contrario, si las ventanas son practicables, es decir, se abren, tendrás que tener en cuenta su sistema de apertura (batientes, correderas u oscilobatientes), para elegir una solución que te resulte práctica y cómoda a la hora de poder abrirlas.

Si dispones de bastante hueco desde el marco de la ventana hasta el techo, no tendrás ningún problema para elegir cualquier tipo de estor, aunque sean estores plegables con varillas o estores paqueto, que son los que ocupan más al recogerse.

Si dispones de poco hueco en la parte superior de la ventana, una opción pueden ser los estores enrollables, los estores noche y día o los visillos venecianos, ya que todos ellos ocupan poco espacio al recogerse.

Si además las ventanas son oscilobatientes, una solución perfecta pueden ser las cortinas plisadas o las cortinas duette, encastradas dentro del hueco de la hoja de la ventana, es decir, sobre el cristal. Este tipo de cortinas, aparte de aportar un efecto de filtrado muy bonito a la luz, y estar disponibles en muchos colores, se pueden instalar con cabezal fijo en la parte superior, con lo que tienen un único sentido de apertura, o sin cabezal fijo, lo que permite abrirlas en doble sentido, tanto de abajo a arriba como de arriba abajo.

Qué cortinas poner en un mirador

4.-¿Qué profundidad tiene el mirador?

La profundidad es uno de los elementos claves a la hora de pensar en cómo decorar un mirador.

Los miradores poco profundos tienen que quedar más integrados en cuanto a su decoración con el resto de la habitación en la que se encuentran. En cambio, los miradores profundos dan más juego a la hora de ser decorados, de forma que guardando una coherencia con el resto de la decoración, aporten un plus de personalidad a la estancia en la que se encuentran.

Lo vas a entender mucho mejor en el apartado siguiente, dedicado a cómo decorar un mirador.

En resumen, cómo decorar un mirador

A lo largo de este artículo he ido desgranándote muchas ideas y quizás a estas alturas te venga bien relacionar un poco todas y tener una visión global de cómo decorar un mirador.

En cualquier caso, lo fundamental es que la decoración que elijas no reste luminosidad, porque ésta es precisamente la característica en la que reside el encanto de los miradores.

El uso que le des al mirador, que a su vez va a depender de su tamaño y profundidad, te marcará la pauta del tipo de mobiliario a utilizar en el mismo.

Para los miradores pequeños y poco profundos, con cristales que no llegan hasta abajo, como hemos visto en un apartado anterior, dos recursos muy interesantes pueden ser una mesa de estudio a medida o un banco a medida. Los bancos, además de resultar útiles para sentarse sobre ellos y como sistema de almacenaje, aportan mucha calidez al espacio gracias a sus colchonetas tapizadas y a los cojines que los decoran.

Los miradores más grandes, tienen la potencia de “escenarios” en los que resaltar cualquier pieza. Por ejemplo, una mesa exenta, o un sillón de lectura con un diseño cuidado, quedarán perfectos en un mirador. Si además se delimita visualmente el espacio con una alfombra bonita, con el espacio suficiente a su alrededor como para que el conjunto respire, el resultado que se puede conseguir es realmente impactante.

Mirador con banco a medida para zona de comedor

En cuanto a la selección de cortinas para mirador o estores para mirador, te diré que aunque las opciones son múltiples, según te he ido contando en apartados anteriores, a mí me encanta el efecto de los estores paqueto. En particular, creo que los estores paqueto de lino resultan perfectos en un mirador, porque son muy indicados para crear esa atmósfera envolvente y un tanto romántica característica de los miradores. A lo largo de este artículo he incluido varias fotografías que dan testimonio de lo que te comento.

También puede ser muy acertada la combinación de cortinas y estores, como se refleja en la fotografía principal de este post, en la que se combinan cortinas con riel con galería rectilínea tapizada con la misma tela, con unos estores enrollables, o como te enseño en la siguiente fotografía, donde se combinan cortinas en barra con estores de cortinas plisadas. En todos estos casos, las cortinas aportan más volumen y más movimiento al conjunto, transmitiendo una sensación más “vestida”.

Mirador con cortinas plisadas y cortinas en barra

Espero que ahora tengas mucho más claro cómo decorar un mirador y que tengas la ilusión de cómo sacar el máximo partido a ese espacio tan especial. Si te animas a pasar a la acción, y transformar tu mirador, estaremos encantados de recibirte en nuestra tienda-estudio de entrecolores, en el Pº de la Chopera 190 de Alcobendas, o que nos contactes por teléfono o correo.

Por favor, tráete una o varias fotos de tu mirador para que podamos entender sus particularidades  y darte una solución totalmente personalizada. Podemos enseñarte telas increíbles y también diseñar algún banco o mesa de estudio a medida. Nuestros ebanistas se ocuparán que queden como un guante en tu mirador y nuestros instaladores de cortinas conseguirán que los estores o las cortinas que hayas elegido se adapten totalmente a la forma de tu mirador, por complicada que sea.

¿Crees que decorar un mirador es una buena idea?. Si la respuesta es positiva y te ha gustado mi explicación, por favor comparte este post en tus redes sociales favoritas. Gracias!!!

Anita Diminuta

Anita Diminuta

Anita Diminuta es la creadora del blog de "entrecolores", donde comparte sus experiencias en el campo de la decoración, con el objetivo de aportar ideas prácticas y efectivas a todas las personas que le dan valor a rodearse de espacios agradables y funcionales.
Anita Diminuta